Toyota GT86 CS-R3, primer coche de rallys tracción trasera homologado FIA

Toyota Motorsport GmbH (TMG) ha anunciado que el GT86 CS-R3 se ha convertido en el primer coche de rallys con tracción trasera en obtener la homologación de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA) en el siglo XXI.

El GT86 CS-R3, el primer vehículo con tracción trasera en la categoría R3, ya puede competir en cualquier rally que se rija por la normativa de la FIA, incluido el Campeonato Mundial de Rallys -World Rally Championship (WRC)-, ha explicado el fabricante en un comunicado.

El nuevo coche de rallys con tracción trasera de TMG va destinado a los clientes particulares que busquen un vehículo R3 competitivo que combine la imagen deportiva del GT86 de carretera con un buen rendimiento en rallys.

Cuenta con un motor bóxer de dos litros con aspiración normal, que, como el propio GT86 CS-R3, no es una configuración habitual en la categoría R3.

La normativa de R3 exigía una reducción de la relación de compresión con respecto al nivel del vehículo de carretera.

Los cambios de componentes del motor y del software han dado lugar a una potencia máxima de 232 CV y a un par máximo de 235 Nm.

El vehículo cuenta con una transmisión secuencial de seis velocidades de Drenth diseñada específicamente para vehículos con tracción trasera, además de un diferencial trasero de deslizamiento limitado.

Toyota también ha puesto de relieve que un programa de optimización del peso ha mejorado el comportamiento del GT86, mientras que los cambios en la suspensión, los frenos y el sistema de escape “garantizan un rendimiento máximo en carrera”.

Además, los sistemas de seguridad y la jaula antivuelco protectora se equipan de serie.

TMG irá exhibiendo el CS-R3 en ciertos actos durante este año, antes de la temporada inaugural del Trofeo HJS R3, que se celebra en el marco del Campeonato de Rallys de Alemania que comienza en 2016. EFE