Porsche 928 usado por Tom Cruise en la película Negocios Riesgosos será subastado

El 928 era uno de los coches menos queridos de Porsche, pero jugó un papel bastante importante en la película Risky Business de 1983 protagonizada por Tom Cruise. Ahora, el famoso auto de la película se subastará.

El Porsche 928 de 1979 se incluirá en la subasta de Barrett-Jackson en Houston y, aparte de su estado de automóvil de película, tiene bastante historia. Ha estado en museos, protagonizó un documental e incluso fue el auto en el que Tom Cruise aprendió a conducir. Y aunque no fue el 928 que condujo al lago Michigan en la película, fue uno de los tres conducidos en el set y uno de dos que aparecieron en la escena de la persecución.

El automóvil actualmente usa la misma pintura dorada que en la película, aunque originalmente era verde y blanca en un momento. Se ha almacenado en una colección privada con clima controlado durante una buena parte de su vida, por lo que la pintura, junto con prácticamente todo lo demás, está en perfectas condiciones. Complementando el tono dorado, se encuentra un conjunto de ruedas icónicas de “dial de teléfono”.

En el interior, disfrutará de un mar de cuero marrón y alfombras de color canela, dos colores que combinan muy bien con el resto del tema sutil del automóvil. Los únicos signos de desgaste en el interior son algunas pequeñas arrugas en los asientos, pero dado que este coche tiene 42 años, la cabina está en muy buenas condiciones. El 928 también presenta firmas de varios miembros del elenco de la película, incluidos Bronson Pinchot, Joe Pantoliano, Curtis Armstrong y Francine Locke, y viene con fotos del automóvil en el set equipado con equipo de cámara.

Si bien no era un 911, el 928 seguía siendo un Porsche genuino y, como tal, presentaba la ingeniería de uno. Debajo del capó había un V8 de 4.5 litros que genera 219 hp (222 PS / 163 kW) y 254 lb-ft (344 Nm) de torque, enviado a las ruedas traseras a través de una transmisión manual de cinco velocidades. 0-60 mph (97 km / h) tomó 6.8 segundos respetables para el tiempo, y la velocidad máxima fue de 143 mph (230 km / h).